RSS

Archivo de la etiqueta: Negocios

Errores que se deben evitar en un negocio

Consejos

Estos son algunos consejos que me dio un buen amigo, cuando inicié las actividades de mi empresa, con la finalidad de evitar fracasar.

1.- No definir el mercado:

Recuerda que tu idea te puede parecer buena, pero si no tienes clientes, sencillamente no prosperará. Encuentra a tu grupo objetivo y dedícate a complacerlos.

2.- Dejar de insistir:

Antes de colocar un negocio debes saber que necesita de mucho esfuerzo, hay muchos fracasos que deberás afrontar, pero si perseveras, entenderás que valió la pena esperar.

3.- No hacer un plan estratégico:

Al dejarse llevar por la emoción de tener un negocio propio, olvidamos que se necesita hacer un plan donde se especifique qué es lo que se quiere conseguir, y cómo se va a conseguir. No tener una dirección obstaculiza que la empresa se desarrolle.

4.- Ausencia de marketing:

Si quieres que tus clientes te vean, pues tendrás que hacer un estudio, aunque sea de observación, para buscar el canal adecuado para llegar a ellos. Si no haces que te conozcan, no existes.

5.- Falta de atención en la infraestructura:

Desde un comienzo procura contar con los recursos necesarios, ya sea de bienes, como de personal y tecnología. Aquí es importante que cuentes con el feedback de tus colaboradores para que sepas de primera fuente, qué necesitan para hacer un buen trabajo.

6.- Quedarse en la zona confortable:

Si te instalas, no seguirás desarrollándote, busca rodearte de gente que te aliente a seguir mejorando cada día.

7.- Falta de humildad:

Creer que lo sabes todo, sólo te llevará a que tu negocio quede obsoleto. Prepárate a estar abierto a aprender de otros, asiste a charlas, seminarios, talleres que necesites para seguir fortaleciendo tus conocimientos, y tomes mejores decisiones.

8.- No delegar: 

Hay que aceptar que no podemos hacer todo solos, muchos empresarios se desgastan intentando ser multifacéticos, y terminan siendo esclavos de sus propios negocios. Es mejor enseñar y delegar.

9.- No formalizar:

Este es un gravísimo error que la mayoría de empresarios no nota en un principio, ya que sacar licencias o pagar impuestos, les resulta trabajoso y una pérdida de dinero, cuando es todo lo contrario. Si piensas en tu negocio a largo plazo, lo mejor será que empieces en tener todo en regla, porque podrías perder todo el esfuerzo puesto por problemas legales

10.- No administrar bien el flujo de caja:

En tiempos buenos es donde se debe preveer. Tratar de disminuir costos sin perjudicar la calidad de los servicios o del producto, te ayudará en los tiempos malos.

11.- Pretender ser otra persona:

Si sólo buscas se la copia, nunca sabrás qué otras ventajas podrías ganar. Se puede aprender de las otras personas, pero no al punto de dejar de ver nuestras propias fortalezas y debilidades.

12.- Seleccionar subjetivamente a las personas:

En los negocios prima los resultados que le pueda brindar una persona a la organización, que no quiere decir que se pretenda tratar a las personas como máquinas, si no que hay que evaluar y seleccionar a aquellas personas que sumen esfuerzos para lograr los objetivos comunes, sin preferencias.

13.- Actuar por propia conveniencia: 

Si tu fin es simplemente generar dinero, el negocio no funcionará a largo plazo. El servicio o producto que ofrezcas en el mercado, es para el cliente, no para ti.

14.- Tener una percepción errada del negocio propio: 

Tener una empresa propia no significa tener más tiempo libre, tener más dinero, encontrar clientes fácilmente, administrar el dinero con un solo dedo. Por el contrario, significa mayor esfuerzo, quizá mayores horas de trabajo, y más exigencia, porque el crecimiento de tu empresa, depende de ti.

15.- Ignorar a la competencia:

Debes prestar atención a la competencia, no por rivalidad, sino porque te ayudará a mejorar. Los clientes serán los más agradecidos.

16.- No hacer seguimiento:

En la mayoría de las veces, la falta de seguimiento, es lo que nos impide llegar más lejos, porque te permitirá ver los errores y corregirlos a tiempo.

17.- Suponer que se cumplirá un contrato:

Hay que tener en cuenta, que vale más la relación con el cliente o socio, que un papel firmado. Porque si no hay un vínculo sólido, el papel fácilmente puede ser obviado.

18.- Ser demasiado formal:

Tener en cuenta que el trato amical propiciará un acercamiento que genere confianza con los clientes, socios o colaboradores. Ser demasiado formal interpondrá una barrera, que puede resultar perjudicial.

 
Deja un comentario

Publicado por en abril 6, 2013 en Economía

 

Etiquetas: , , ,